La verdad revelada

Cristián Bertschi - 16/03/2010

Respondiendo a las preguntas sobre el paradero del auto de Patoruzú, va una nota sobre ella, con quien tuve la dicha de dar un ruidoso paseo alegre por el ex territorio argentino de Monterey, California.

En 1954 José María Ibáñez quería competir de igual a igual con la Scuderia Ferrari en la primera carrera del Campeonato Mundial para autos Sport, los 1000 km de la Ciudad de Buenos Aires. Para ello importó esta 375 Mille Miglia dando comienzo a la llamada “carrera armamentista”. El Campeonato Mundial para autos sport comenzó en Argentina en 1954 con los 1000 km de la Ciudad de Buenos Aires. Para esa ocasión, Ferrari envió una 375 Mille Miglia que resultó siendo el auto vencedor con la pareja Farina-Maglioli.

Localmente, la actividad venía desarrollándose principalmente gracias al Club de Automóviles Sport que organizaba las carreras para este tipo de autos.

En enero de 1954 José María Ibáñez inauguró la que Carlos Lostaló llamó la  “carrera armamentista” al importar una Ferrari 375 Mille Miglia similar a la que utilizaría la Scuderia Ferrari en los 1000 km.

Los Mil Kilómetros se disputaron el 24 de enero de 1954 y si bien Ibáñez tuvo un excelente desempeño, su compañero, Ignacio Janices no tuvo la misma suerte al volcar la Ferrari violentamente. Casi milagrosamente salvó su vida pero el auto quedó dañado como para continuar la competencia.

Ibáñez corrió luego sin éxito en Mar del Plata y vendió el auto a Enrique Díaz Sáenz Valiente, conocido con el pseudónimo Patoruzú.

La primera gran carrera para el auto fue en Tres Arroyos (ver crónica aquí), ocasión en la que Sáenz Valiente inscribió la Ferrari junto a los autos de Turismo Carretera. Para festejar el aniversario del Club Quilmes de Tres Arroyos la carrera fue abierta para autos sport. Entre otros estuvieron varios Jaguar XK120, un Porsche 356, un Alfa Romeo 1900 y varias Ferrari.

Finalmente, entre todos los TC, la Ferrari logró aguantar el esfuerzo y ganar la carrera con 35 minutos de ventaja sobre los TC, excediendo en algunos tramos los 275 km/h.

Hacia finales de 1954 Patoruzú ganó en el autódromo de la Ciudad de Buenos Aires y se coronó Campeón Argentino Sport. Luego de esta carrera el auto pasó a manos de Carlos Najurieta quien lo compró en sociedad con César Rivero.

En 1955 la pareja se incribió en los 1000 km de la Ciudad de Buenos Aires donde obtuvieron un excelente resultado llegando segundos detrás de Sáenz Valiente e Ibáñez con la Ferrari 375 Plus.

Con el correr de las carreras Najurieta y Rivero fueron adquiriendo experiencia con la potente Ferrari y los resultados fueron apareciendo. Corrieron nuevamente en Buenos Aires y luego en el Parque Independencia de Rosario.

En 1955 fue una de las tres Ferrari inscriptas en las 500 Millas de Rafaela con diversa suerte para la marca. Dos de ellas abandonaron, pero la tercera, la 250 Mille Miglia de Rodríguez Larreta, Larry, se quedó con la victoria.

Ese año lo vio a Carlos Najurieta coronarse Campeón Argentino Sport en el autódromo de Buenos Aires, sumando el segundo título en la especialidad para el auto.

El año 1956 no comenzó de manera muy alentadora ya que la pareja Najurieta-Rivero debió abandonar los 1000 km de la Ciudad de Buenos Aires con problemas en la caja.

En 1956 Najurieta se desquitó después de una mala racha y se adjudicó la victoria en las 500 Millas de Rafaela.

Después de esta victoria el auto se guardó hasta los 1000 km del año siguiente que se disputaron en la Costanera Norte. Durante las prácticas sufrieron un accidente dañando el auto de manera tal que no pudo ser reparado a tiempo para largar la carrera.

La última competencia de este auto fue en octubre de 1957 en el Premio Cincuentenario del Automóvil Club de Brasil donde Najurieta llegó tercero.

El rastro del auto se perdió hasta los años 80, cuando Héctor Mendizábal lo encontró y exportó a los Estados Unidos.

Arriba de la Ferrari

En agosto de 2008, en ocasión de la semana más poblada de eventos automovilísticos que tiene el año y que concluye en el Concurso de Elegancia de Pebble Beach, tuve la oportunidad de dar una vuelta con la Ferrari 375 Mille Miglia que lleva el número de chasis 0374AM, el mismo auto que fue dos veces campeón sport en Argentina.

Luego del evento en el Jet Center de Monterey el dueño del auto, Tom Shaughnessy me ofreció viajar con él hasta su hotel en la Ferrari. Inmediatamente accedí. Tom quitó el tonneau y lo puso en su otra Ferrari, una 410 Superamerica Pinin Farina, para poder dejar acceso al asiento del acompañante.

Era de noche, hacía un poco de frío, pero inmediatamente pasó desapercibido al ponerse en marcha el V12 de cuatro litros y medio. Una vez en marcha el motor empezó a calentar y a “gritar” dando señas de que lo que estaba por venir iba a ser importante.

Tom puso primera y salimos. Como en todo auto de carrera de este tipo para mover hace falta hacer patinar el embrague ya que por debajo de las 2.500 rpm la potencia es casi nula. Salimos del Jet Center, con la 410 Superamerica detrás y Willy Iacona en el Ford Mustang al que accedimos gracias a un gentil “upgrade” de parte de Hertz.

Una vez en la ruta Tom comenzó a acelerar el auto pero haciendo los cambios solo a 4.500 rpm como para empezar a mostrarme por qué un motor Ferrari V12 tiene bien ganada su fama. Atrás y lejos quedaban la 410 y el Mustang.

Este es el momento en el que la descripción se torna casi imposible y es cuando salimos de un semáforo, de detenidos a tercera a fondo. Nunca, jamás en mi vida, y debo decir que soy afortunado por haber manejado y viajado en muchos y lindos autos, tuve una sensación similar de salvajismo. Tirando 100 rpm más tenía la sensación de comenzar a viajar en el tiempo como Marty McFly y Doc.

Una vuelta en la 375 Mille Miglia de José María Ibáñez y uno comprende por qué una Ferrari V12 es lo máximo que puede existir sobre la Tierra y lo que tenían que saber manejar para poder ganar los 1000 km de la Ciudad de Buenos Aires.

Si hoy Ferrari es lo que es, sin dudas es gracias a autos como este, en sensaciones, la verdad revelada.


Un servicio para nuestros lectores!
Categorías: En cada esquina
Fecha: 16/03/2010
15 Respuestas en “La verdad revelada
  1. Alfa Man

    Buenisima nota y fotografias . Mucha envidia tambien …..
    A pesar que yo era chico recuerdo perfectamente cuando un tio mio ( fana del TC.. ) me llevo alla por los 50 a ver a este monstruo lanzado en la autopista Richieri compitiendo con los TC . Imborrable imagen y por sobre todo SONIDO .. Tambien recuerdo el impacto visual que me produjo la diminuta figura de Saenz valiente comparada con el tamaño de la Ferrari.
    Era como raro ver a ese » hombrecito «( dicho con todo respeto ) dominar semejante bestia .

  2. Mike

    Mamma mía!! Cristián si te envidiaba por todo tu mundo vinculado a estos autos… este post no hace más que potenciar ese vil sentimiento… y mucho más por ser esa Ferrari la que ganó acá en Tres Arroyos!!!
    Antes estuvo pintada con esas franjas y ahora la volvieron a los colores originales rojo y negro? Tenés el dato del restaurador?
    Impresionante relato y fotos, gracias!!!

  3. Daniel

    ¡Guaauuu!!!!! Impresionante auto

  4. El Gorila Julio M.

    Como dato anecdótico en los 1000 Km del 56 la Ferrari de Najurieta-Rivero estaba pintada de VERDE Y NEGRO. Desde la tribuna fui testigo cuando Najurieta sufriendo innumerables inconvenientes principalmente problemas de refrigeración, en la vuelta 24 paró en boxes, saltó un chorro casi hasta el techo de vapor de agua hirviendo y cantó el «no va más» definitivo. Lo sufrí como si me hubiera pasado a mí.
    Días antes en el taller de Oreste Colombi, en un pizarrón estaba escrito lo siguiente; «Después de ganar de Mil Kilómetros Najurieta vende la Ferrari 4500» …

  5. Don Richard

    Cristian:

    ¿Esta Ferrari puede haber corrido en Mar del Plata, en un circuito callejero que pasaba por dentro del Túnel de Playa Grande? Recuerdo que mi padre me llevó a ver esa carrera de sport y nos pusimos arriba del túnel, y ahí nació mi amor y pasión por los fierros. Fué en el verano de 1954, creo que en Enero, me acuerdo que corría Najurieta porque papá lo nombraba (yo tenía 6 años y aún lo recuerdo) pero no se si lo hizo con este auto.

  6. Cristián Bertschi

    Don Richard,

    28 de marzo de 1954 José María Ibáñez corrió con este auto en Mar del Plata.
    Hay una foto en la página 188 de nuestro libro Ferrari Argentina – Sportscars.

    Mencionando retrovisiones se les hará un precio especial (de jamón y queso)
    Saludos.

  7. Fuoripista

    Pensar que por esa época se compraban esos autos sport para correr acá, y compitiendo con los equipos oficiales, algo así como si hoy alguien encarga una Maserati MC12, un Aston Martin, un Ford GT, una Ferrari 430 o un Corvette con «toda la banda de música y coro incluido» para competir en una prueba por el Mundial y después disfrutar dicha maquinita en un (utópico) Campeonato Argentino…
    Así como Julio M. y Don Richard sería bueno conocer anécdotas de quienes disfrutaron aquéllos autos en los ’50 y ’60.

  8. mastergtv

    GRACIAS CRISTIAN POR APORTAR CONOCIMIENTO Y FOTOS BUENISIMAS.LAS EXPERIENCIAS QUE ESTAS VIVIENDO NO SON MAS QUE EL FRUTO DE TU LABURO Y LA PERSISTENCIA QUE LE PONES A ESTA PASION,BRAVO!!!

  9. Cristián Bertschi

    Gracias MASTER, se aceptan donaciones.

  10. El Gorila Julio M.

    Para Don Richard:
    En 1955 en el Circuito de Playa Grande, ganó Najurieta con esa Ferrari. Durante la primera serie y en la segunda vuelta Luis Milán (Ferrari 3000 cc) que venía en punta seguido por Camaño (Ferrari 2560 cc) y Najurieta al tocar el cordón en la subida después del túnel, se dió vuelta y quedó con las ruedas mirando al cielo en el medio del camino. El piloto atrapado abajo fue socorrido por sus dos perseguidores que pararon. Lo ayudaron a salir dieron vuelta el auto con algunos raspones en la carrocería y la rotura del parabrisas. En cuanto a Milán solo sufrió un rasguño en la mano. Lo insólito fue que los organizadores decidieron parar la primera serie, largar la segunda y una vez finalizada esta, volver a largar la primera con Milán incluído. La final la hanó Najurieta y segundo ¡Milán!
    Antes el 28 de marzo de 1954 se corrió en el mismo circuito y su ganador fue Roberto Bonomi con una Ferrari 3000 cc y segundo Milán con igual coche. La Ferrari 4500 MM de esta nota estaba inscripta con José María Ibáñez, su piloto, que hizo el mejor tiempo en la clasificación, abandonó en la primera vuelta de la primera serie.

  11. Don Richard

    Estimado Gorila (Ud .es de mi misma raza!!!!).
    Tiene Ud. razón, yo confundí el año. Mi recuerdo borroso es del verano de 1955, no de 1954. Le agradezco mucho su minucioso «racconto» de esa carrera, en que mi padre nombraba a Najurieta. Por esas cosas de la memoria eso nunca se me olvidó. Abuso de su memoria: puede ser que en esa misma fecha o una muy cercana, haya corrido la Formula 1 en ese mismo circuito. Otro recuerdo borroso me trae a Oscar Galvez ¿ o Fangio, tal vez? corriendo en un auto de formula blanco¨. ¿O el aleman ya me alcanzo y estoy delirando?

  12. Marcelo

    Muy bueno el reportaje. Es importante recordar aquellos años gloriosos del automovilismo argentino.

  13. chapita

    Difícil encontrar una descripción mas clara y apasionada que la que hay en estos seis renglones: «Este es el momento en el que la descripción se torna casi imposible y es cuando salimos de un semáforo, de detenidos a tercera a fondo. Nunca, jamás en mi vida, y debo decir que soy afortunado por haber manejado y viajado en muchos y lindos autos, tuve una sensación similar de salvajismo.»

  14. jose del castillo

    Cristián: revoloteando entre baches de spam fui a dar con este viejo artículo de la que yo conocí como «la Ferrari de Milán» del que me queda una pregunta: cuál de las dos (la blanca o la colorada) estuvo en Argentina, o las dos a la vez? Cuando la corría Milán era «tutto rossa», y estaba, la pobre, muy carrereada.
    En una «carrera melange» que hizo la A.A.A.S. no podía alcanzar a Gainza Paz en un Mini, hasta que los 12 cilindros se pusieron de acuerdo y pudo salir del trance con dignidad.
    Detalle al margen: Viste que los depósitos de líquido de freno son iguales al de la Cisitalia 204, lo reconocí porque tengo uno, se vé que se servian de lo que había en la época.

  15. Raul Manrupe

    Hola, a propósito de esos 1.000 km, en Getty Images han subido una bella foto color de la Ferrari que volcó Janices cerca del Puente de la Noria. Ahí podemos apreciar su celeste tirando a turquesa, mientras pasa otra Ferrari. Muy bueno todo siempre. http://www.gettyimages.com/detail/news-photo/jose-maria-ibanezs-damaged-ferrari-375-at-the-1954-1000km-news-photo/567807299

Deje un comentario

Tiene que estar registrado para comentar.

Otras notas que pueden interesarle

610 días, 610 clásicos

Chevy pasión

Y dale con la Chevy… Acá va una de Zona Oeste. Jorge Primolini.-

Lectores RETROVISIONES
10/09/2012 5 Comentarios

Autoclásica 2014: otro cartel de miércoles

DSC09455 retrovisiones
05/11/2014 2 Comentarios

756 días, 756 clásicos

Nash frente copy

Hudson Super 8 1930 Roadster, Calle 10 con Carrera 36, Poblado, Medellín, Colombia. 

Diego Speratti
04/06/2013 2 Comentarios

Cartel de miércoles #40

los probaste?

New York City. Carolina Gala.-

Lectores RETROVISIONES
13/08/2013 5 Comentarios

¡Guarda! ¡El bondi!

MAMADERAAAAAA!!!!!

Una Ferrari 225S en el centro de Brescia buscando la Piazza della Loggia para hacer la punzonatura y de repente aparece el 10 dirección Prealpino. Por suerte el señor chofer, educado él, frenó a tiempo para dejarla maniobrar y retomar la ruta. (Ningún animal, humano ni coche fueron lastimados durante la toma de la foto)

Cristián Bertschi
13/05/2011 2 Comentarios

La guerra de los bidones

2

El 21 de marzo de 1982, en el circuito brasileño de Jacarepaguá, se celebró la segunda carrera del campeonato donde el Brabham de Nelson Piquet pasaba la línea de meta victorioso, por delante de Rosberg padre (Williams) y Prost (Renault turbo). Como el reglamento pide, los siete primeros vehículos clasificados van a parar al Parc […]

Qui-Milano
27/10/2015 5 Comentarios

579 días, 579 clásicos

Opel pajarera

Opel Käpitan c. 1950, Avenida Solano López y Rivera, Montevideo, Uruguay.

Diego Speratti
30/05/2012 8 Comentarios

665 días, 665 clásicos

Mercury 34 con techo

Mercury Monterey convertible 1961, Paraná y Castellanos, Martínez, provincia de Buenos Aires, Argentina.

Diego Speratti
19/12/2012 5 Comentarios

La Fiat 500 «viajera» de Damián

Familia viajera

Di con RETROVISIONES porque andaba detrás de una Fiat 500 «viajera» para comprar. Googleando llegué al post con la que encontraron en Cuchilla Alta (click aquí). La fui a ver y ahora, luego de un tiempo, logré comprársela al señor de Cuchilla Alta. Esta semana la trajimos a casa y ya mismo vamos a empezar […]

Lectores RETROVISIONES
19/12/2012 17 Comentarios

Autoclásica, otra mirada

lapizferrari

«Mejor que decir es hacer, mejor que prometer es realizar» decía El General, y los alumnos del Estudio Lápiz se lo tomaron tan a pecho que cayeron un domingo (peronista) por la tarde a Autoclásica a ver de que manera los inspiraban los vehículos clásicos. Como para un fotógrafo (peronista) no hay nada mejor que […]

Diego Speratti
17/10/2009 15 Comentarios

664 días, 664 clásicos

detail

Ford Falcon Deluxe Fordomatic, Redfern, Sydney, NSW, Australia.

Cristián Bertschi
18/12/2012 26 Comentarios

Fin de semana

rubicam

Un Mustang Fastaback para refrescar nuestra pasión por los buenos autos americanos.

Hernán Charalambopoulos
30/06/2012 18 Comentarios

La foto del día: Graciela Alfano y la Goldwing

Alfano

Aquellos años setenta, cuando nuestros superagentes favoritos nos hacían soñar con una Alfano joven y sin tunear.

Gabriel de Meurville
20/12/2012 28 Comentarios

Ottocinquanta quattroporte

Desde lejos no se ve....la.la.la.la.la.....

Este trabalenguas italiano describe la versión de cuatro puertas y tres volúmenes del inolvidable Fiat 850. Cundía por aquellos años grises la triste moda de poner cola a los utilitarios para darles un aire más “de coche”. Subida a esta movida, la licenciataria ibérica de Fiat se despachó con esta versión doméstica del citadino italiano, […]

Hernán Charalambopoulos
28/08/2011 15 Comentarios

Cartel de miércoles #76

IMG_2947

Lejos del iracundo vecino del Griego, que pintó arbitrariamente de amarillo el cordón (sin garaje) que queda enfrente de su casa, y raya todo auto que ose estacionarse allí, este vecino de Santa Lucía, Canelones, Uruguay, todavía recurre a otros métodos conciliatorios para que no le tapen la salida de su garaje. Aparte de ser […]

Diego Speratti
10/09/2014 8 Comentarios

Nova en Chichester

Nova en Chichester 1

Hablando de muscles americanos. Anoche lo ví, lo corrí, me le pegué atrás. El V8 retumbaba en las paredes de las casas. Un Nova coupé, un «chivo 400» para nosotros. No podía dejarlo ir. Gracias Gallega por las fotos.

Gabriel de Meurville
25/06/2014 6 Comentarios

261 días, 261 clásicos

Land cola

Land Rover Santana Serie II, Belén, Boyacá, Colombia.

Diego Speratti
11/03/2011 Sin Comentarios

El diablo metió la cola

dsc_3964

En el museo de la fábrica Lamborghini en Sant’Agata Bolognese puede recorrerse la historia de la marca con un ejemplar de cada auto importante que construyó. Hay 400 GT, hay Espada, hay Jarama, hay Miura, Countach y Murciélago. Hay hasta un ejemplar del stealthizado Reventón. Pero también se siente la presencia del Diablo, sobre todo […]

Cristián Bertschi
22/09/2009 1 Comentario

Listo el March-BMW de F2

1014731_010615carsint_001

Cars Internacional, un experto en monopostos históricos, tanto en restauración como en atención en carrera y ventas, puso en pista, unos días atrás en el circuito de Silverstone, al March 782-BMW de Fórmula 2, recién salido de los talleres de esta empresa inglesa. Este monoplaza construido en 1978 es propiedad del BMW Museum AG, que le […]

Staff RETROVISIONES
02/06/2015 6 Comentarios

Colas en Palm Beach

Gran Turismo Omologato

Cavallino Classic, FL. Foto: Diego Barría.

Lectores RETROVISIONES
26/02/2012 1 Comentario

Coppa d’Oro, Villa d’Este 2011: «Diga 33»

Oh! 33 Stradale

Esta vez no me hizo falta esperar hasta el domingo a la noche para escuchar: «And de güiner is…» y enterarme de quién se quedaba con la Coppa d’Oro en Como, después de dos días a todo concurso, primero en el hotel Villa d’Este durante el sábado y luego el domingo en Villa Erba, ambos […]

Cristián Bertschi
23/05/2011 15 Comentarios

Autoclásica 2011: llegando desde Goodwood

entradas gratis

Después de cuatro años tratando de estar presente, por fin voy a estar en Autoclásica. Recuerdo mis dos participaciones en la primera edición de 1998 y en 1999. Este fin de semana veré muchas caras que hace rato no veo y otros muchos amigos que también podré ver el fin de semana, todos nucleados en […]

Gabriel de Meurville
05/10/2011 17 Comentarios

892 días, 2 clásicos

500a

En «il più bell’quartiere di Roma», como bien dice Qui-Milano, hay cuantos clásicos populares en «situación de calle». A pocos metros del lugar donde encontré el Citroën 2 CV Spot (click aquí), me encontré con un Renault 4 (con buen telón de fondo…) y un Fiat 500, curiosamente «RHD». Via Luigi Masi, Trastevere, Roma, Italia. […]

Lectores RETROVISIONES
04/11/2014 2 Comentarios

Foto del día: il Sei C, il Otto C e la Monza

Alfas en Jim Stokes copy

Algo del material actual en el taller. ¡Buen fin de semana para todos! Foto: Gabriel de Meurville

Gabriel de Meurville
17/08/2013 5 Comentarios

Empieza la temporada

Aca estamos, emparchando esta batata...

Todas estas fotos que parecen solamente un rejunte de imágenes desacomodadas, están alineadas cronológicamente y testimonian el primer evento (un asado violento) al que RETROVISIONES fue invitado en tierras Europeas. Demás está decir que comí por los tres integrantes del equipo, y bebí a la altura de las circunstancias… Detrás de los lechones y demás […]

Hernán Charalambopoulos
16/08/2011 17 Comentarios