¡Vértigo en Tres Arroyos!

Lao Iacona - 15/03/2010

Hace algunos años ya, junto a Cristián Bertschi comenzamos a investigar sobre la historia de la marca Ferrari en Argentina. Nos propusimos hacer entonces un libro que comprendiese todo, los autos sport corsa, los monopostos y los de calle. El resultado fue un solo libro, Ferrari Argentina Sports Cars, ya que la historia es tan vasta que para los autos de calle y los monopostos harán falta libros por separado.

Al adentrarnos en la actividad de los sport nos encontramos con que Ferrari ganó en Argentina todo. Desde los 1000 km de la Ciudad de Buenos Aires, todas salvo dos ediciones, hasta carreras contra los TC.

La fisonomía de los Turismo Carretera fue siempre antigua. Su porte, diseño y performance estaban lejos de los refinados autos europeos en la década del 50 o, mejor dicho, en cualquier década. Pero en Argentina nadie discutía la potencia y velocidad que un Ford o un Chevrolet de TC alcanzaba en las extensas rutas que conformaban un Gran Premio de Turismo Carretera. Los hermanos Gálvez, y más tarde los Emiliozzi, lograron promedios elevadísimos con esos viejos autos americanos reformados por expertas manos vernáculas.

La prueba de Turismo Carretera que el Club Quilmes de Tres Arroyos había organizado para celebrar sus bodas de plata en 1954, tenía un condimento especial: se había abierto una categoría para autos sport.

Varios de los pilotos de la novel categoría se habían inscripto. Jorge Caamaño con Jaguar XK 120 pero con motor 3.500 “C”, Florencio Castro Cramwell con un Jaguar XK 120 con motor original pero equipo “C”, Tomás Mayol con un Porsche 356, Juan Gatti con un Alfa Romeo 1900 C Touring y dos Ferrari: Rafael Sedano Acosta con su 225S y Enrique Díaz Sáenz Valiente con su 375 Mille Miglia.

El auto de Sáenz Valiente era el máximo exponente europeo de lo que significaba un auto diseñado y preparado para correr en ruta abierta. De líneas sobrias, con un motor de una potencia inusitada (sobre todo en relación con su peso) y una confiabilidad única.

En medio de decenas de TC, una roja Ferrari rompía la hegemonía y sembraba la incógnita: ¿les ganará? ¿Aguantará?

Enrique Díaz Sáenz Valiente se tomó el asunto en serio, tanto que partió él mismo con el auto desde su casa, ubicada en la calle Tucumán 1441 de la Capital Federal, a paso raudo y veloz hasta Tres Arroyos. Había tomado todos los recaudos. Junto a su mecánico, Oreste Colombi, había trazado un plan de carrera y consultado a la casa Ferrari sobre el tipo de cubiertas a utilizar, las relaciones de caja y el régimen de motor.

La preparación, el plan de carrera y la habilidad de Díaz Sáenz Valiente rindieron sus frutos, y Patoruzú se alzó con la victoria, obteniendo el récord sudamericano de velocidad y alcanzando por primera vez en Argentina un promedio superior a los 200 km/h en ruta abierta. Era sin dudas una de las grandes proezas del automovilismo argentino.

La carrera se había disputado sobre dos vueltas a un circuito de 368 kilómetros, conformado por caminos de tierra y asfalto. Díaz Sáenz Valiente totalizó el recorrido en 3h 28m 24s aventajando a los Turismo Carretera por más de 35 minutos y corriendo en varios tramos a más de 275 km/h.

Atrás quedaban las especulaciones: Ferrari ratificaba la calidad de sus autos y Díaz Sáenz Valiente su clase y arrojo al volante.

El piloto le comentaba a Ricardo Lorenzo Borocotó en El Gráfico (Nº 1832, septiembre de 1954):

“La Casa Ferrari me indicó que para una carrera de este tipo debería viajar a un régimen de entre 6.300 y 6.800 vueltas de motor para tener algo de resto. A 6.300 vueltas la Ferrari con la relación larga tiraba 245 km/h, velocidad más que interesante para hacer un buen papel en la carrera. También siguiendo las indicaciones de Ferrari calcé el auto con cubiertas Pirelli Corsa tipo Pescara, que estaban concebidas para aguantar altas velocidades durante mucho tiempo. Los demás que corrían en sport tenían cubiertas Pirelli Corsa pero comunes y ninguno de ellos pudo aguantar el ritmo, todos desbandaron. En la primera vuelta cuando pasé por el primer control viajaba a 245 km/h y me resultaba difícil mirar los instrumentos a esa velocidad por las vibraciones del auto en un camino que no era una pista, y porque viajaba con la cabeza en el aire. Los pájaros fueron un gran inconveniente porque la alta velocidad del auto no les permitía levantar vuelo a tiempo, y me los llevaba por delante… chin… chin… chin…y plumas por el aire… La Ferrari terminó la carrera con la carrocería cubierta de abolladuras y el frente como testigo de los impactos de los pájaros. En toda la carrera la Ferrari consumió un litro de aceite, y las cubiertas se deterioraron sólo 1.5 mm. En cada vuelta al circuito consumió 150 litros de nafta, y las dos paradas que hice para reabastecer me llevaron solo 20 segundos cada una. Yo ya había previsto el problema de los pájaros y por eso le había pedido a mi amigo Juan Carlos Mendivil que piloteara mi avión Navion para que –volando a baja altura delante de mí– me espantara las bandadas.

Eso era importante porque yo venía con la cabeza afuera y tenía miedo a un golpe. También le había pedido a Juan Carlos que se anticipara en las tres curvas y me las indicara siguiendo el recorrido de las mismas. Pero la cosa se puso difícil, porque cuando tomábamos una recta con viento en contra, el Navion se quedaba atrás de la Ferrari y Mendivil se veía obligado a cortar camino para poder seguir delante mío…Lo que más me entusiasmó de esta carrera, además de ganarla claro, fue el hecho de que fui desde mi casa hasta Tres Arroyos manejando la Ferrari por la ruta y una vez terminada volví también andando sin ningún problema”.

Sáenz Valiente se anotaba así un triunfo único, inolvidable, lleno de historias, fijando un récord mundial y batiendo a los Turismo Carretera por amplio margen.

Un servicio para nuestros lectores!
Categorías: Crónicas
Fecha: 15/03/2010
13 Respuestas en “¡Vértigo en Tres Arroyos!
  1. javier

    Como me gustan estas historias lao, gracias.
    Y si es posible, más fotos y más historias…..
    Si si, ya se….a comprar los libros…je

  2. Codatronca

    Notable, Lao !!! Muy buena historia.

  3. matt

    Muy buena la historia

  4. El Gorila Julio M.

    Excelente y te felicito Lao por tu artículo que sirve para desasnar, sobre todo a los nuevos “periodistas” de automovilismo que inventan o no investigan.
    Agrego lo siguiente: Según declaró Patoruzú y ampliando lo transcripto, dijo más tarde: “Hace 14 años que no corría en carretera.Enciontré un público muy disciplinado, pero no pùedo decir lo mismo de algunos irresponsables que hallé en la ruta. Así, por ejemplo, en el tramo angosto de La Dulce a Juárez en una oportunidad bloqueó mi avance el conductor de un camión. Debí seguirlo a marcha lenta más de un centenar de kilómetros sin que hiciera caso a mis insistentes toques de bocina, hasta que me decidí a pasarlo por la banquina afrontando un serio riesgo: el de que el ángulo más o menos filoso del cordón rompiera las cubiertas.” (Revista Ases y Motores)
    Vale aclarar que en este caso batió el record en ruta abierta (última etapa de la Carrera Panamericana de 1953) con la salvedad que el recorrido de ésta era en línea recta. Además Sáenz Valiente soportó un fuerte viento de costado en dos de los ángulos del circuito y de cola en el restante, del llamado Triángulo de Tres Arroyos, lo que hace más ponderable su hazaña.

  5. Horacio P. desde Rosario

    Una gran historia, con mucho detalle que nos permite ubicarnos en aquel tiempo.
    Se ve que la esencia (sobre todo la estética) de los autos del TC no ha cambiado, lo que no sé si es bueno o malo. Me hace acordar cuando el maestro Copello probó el Gordini que había preparado Oreste….. es para otra nota y otro análisis.
    Gracias

  6. a-traccion

    Lao, excelente articulo, creo que me estoy volviendo un adicto a Retrovisiones. Gracias

  7. TREBOLINO

    Muy buena nota Lao. Un dato para aportar es que el 2do. clasificado en la Categoria Sport fue Castro Cramwell con Jaguar XK120 ,3442 CC 180 HP, 1470 Kgs. y empleo 4 hs. 14 min. 59 segs. algo asi como 47 minutos mas que EDSV. La Ferrari de “Patoruzu” erogaba 328 HP y pesaba 1260 Kgs.
    El primer TC fue Oscar (Galvez) con un tiempo de 4 hs. 04 min 49 segs. a 180.718 km/h de promedio. O sea Oscar le gano al 2do. Sport (Castro Cramwell) por mas de 10 minutos.
    ¿Que fue de la vida de la Ferrari?

  8. curzio43

    Excelente nota Lao.

    En cuanto a Oscar: gran piloto y mecánico. No recordaba que el 2° clasificado hubiera sido él.

    Ganarle a un XK 120 con mecánica C no es poco.

    En cuanto a la Ferrari 375: corrió por estos lares durante varios años, tuve la suerte de verla y escucharla, era un verdadero misíl.

  9. Mike

    Acá quienes lo vieron correr recuerdan siempre a “Patoruzú” y por el contraste que significaba esa Ferrari frente a los TC.
    Al otro año volvió… pero esa es otra historia!!
    Felicitaciones Lao!

  10. El Gorila Julio M.

    Para Trebolino:
    Esa Ferrari, originariamente comprada por José María Ibáñez para los 1000 Km de Bs.As. la adquirió Patoruzú. Luego éste, al tener la “5 litros” pasó a Carlos Najurieta quien la corrió con César Rivero llegando segunda en los 1000 Km del 55. Ganó algunas carreras más hasta que fue piñada en los entremanientos y clasificacion de los 1000 Km de 1957 tanto por su dueño como por César Rivero. Antes, en 1956 había ganado las 500 Millas de Rafaela, pero con el motor de la 5 litros. En 1957 el motor de 4.500 fue montado en un viejo chasis Maserati para las 500 de ese año con Najurieta al volante y debió abandonar. Aparece la Ferrari más tarde corriendo en Brasil llegando tercera.Desaparece de la categoría al pasar por varias manos y es exportada a EE.UU. perdiéndose su rastro.

  11. Lao Iacona

    A los varios comentarios. No hay mas fotos de esta carrera y de la edición posterior, también ganada por EDSV. Es curioso, por que de las restantes carreras del auto hemos logrado muy buen material, que no fue posible en este caso. En 3 Arroyos habia una casa de fotos, TORVIC, que ofrecia en revistas y diarios del lugar tras la prueba, un paquete de 400 fotos del evento, algo que fue imposible de conseguir…Sí tengo mucho material de diarios y revistas cedido gentilmente por la gente del Club Quilmes de 3 Arroyos.
    La Ferrari existe, es chasis numero 0374AM. Se exportó de la Argentina a fines de los años 80, y hoy esta en Costa Mesa, Estados Unidos en muy buen estado, con su frente un tanto modificado, pero rugiendo como en sus mejores dias.
    Lao.

  12. Micción imposible | Retrovisiones

    […] la segunda edición de Tres Arroyos (ver crónica de la primera aquí) donde corría Enrique Díaz Sáenz Valiente y también el AlaGaviota de José María Ibáñez. La […]

  13. Facebook Fans Buy

    Recommended Resources…

    […]the time to read or visit the content or sites we have linked to below the[…]…

Deje un comentario

Tiene que estar registrado para comentar.

Otras notas que pueden interesarle

571 días, 571 clásicos

Chevrolet 34 tras

Chevrolet Kingswood 1960, Pueblo Garzón, Maldonado, Uruguay.

Diego Speratti
07/05/2012 3 Comentarios

Proffessionisti al lavoro

002

Como espectador en su momento, y más a la distancia como lector de lo que pasaba en el mundo de las carreras de los setenta, hay que reconocer que quienes vivieron esa época divina representan una suerte de malcriada raza de fierreros para quienes el circo actual de la Fórmula Uno es una tortura por […]

Hernán Charalambopoulos
01/02/2012 16 Comentarios

Rompe paga

el loco del rotulador

La delgada línea roja que separa el agua del aceite, la biela del exterior, el pistón de la camisa.

Cristián Bertschi
11/03/2011 22 Comentarios

Malas compañías

Visión alienígena

Como dice Ricardo Mollo, “…En el oeste está el agite”, y vaya imagen que les mostramos para comprobarlo… Llegar al taller de un amigo en Moreno y toparse con semejante aparato, no pasa todos los días. El sábado pasado hubo un encuentro de “clásicos” bastante particular. Desde aquí, nuestra admiración para el solvente propietario de […]

Hernán Charalambopoulos
29/04/2013 24 Comentarios

Keen on BMW

Asado y be-emes hasta en la sopa

A nivel mundial, BMW es una de las marcas que sigue más de cerca y apoya la conservación y el disfrute de sus autos históricos -y los que no lo son tanto, también-. Además del museo en Munich, BMW tiene su división Mobile Museum con el que sacan los autos del espacio de exhibición para […]

Diego Speratti
19/04/2010 1 Comentario

Elvis está vivo

rock & roll, baby

Uno de los autos más emblemáticos de los años del rock & roll, con sus aletas en su máxima expresión de tamaño y delirio espacial, es el Cadillac 1959. Esta coupé de aquel año pasa el día estacionada en el centro de la ciudad de Mérida, en Venezuela, frente al negocio de tapizado de asientos […]

Diego Speratti
15/11/2009 3 Comentarios

Viernes para jugar

1185137_10202789709319631_468033520_n

Buen comienzo de viernes para todos ustedes… ¿Qué otra manera de comenzar, sino recordando a la mejor producción que diera Latinoamérica en los últimos cincuenta años? Hicimos pequeños cambios en nuestro diseño y nos gustaría saber si les gusta. Habrán notado en la zona izquierda, que las primeras notas vuelven al formato horizontal, ya que […]

retrovisiones
31/01/2014 17 Comentarios

Confesión antibugattista

resultados

Como sabrán algunos no soy muy amigo de la marca Bugatti y siempre me interesó juntar opiniones serias en contra del viejo o de la marca. En el año 2002 escribí un articulo para la revista del Club de Autos Clásicos titulado “Otra vez, Le Patron y sus autos en la picana” que paso a […]

Charles Walmsley
08/11/2010 23 Comentarios

Autoclásica 2014: otro cartel de miércoles

DSC09455 retrovisiones
05/11/2014 2 Comentarios

¡Qué noche, Bariloche!

Zublena grande y Zublena chico

Matías Zublena, siempre anda un paso adelante de todo. Con sus más de dos metros de altura, sus zancadas son imposibles de seguir. Son esos mismos pasos los que lo llevaron por estos días a Bariloche y al Llao Llao (¿derecho de admisión?), donde se encontró con estos clásicos y sports que anduvieron dando vueltas […]

Lectores RETROVISIONES
22/10/2012 5 Comentarios

Las 300 Millas de la Costa

IMG_3255

El espíritu es intangible, invisible, pero sobre todas las cosas es intocable. Intocable no por materia (no la posee) sino más bien por la noble tradición de respetar(se) haciendo todos los años las mismas cosas entre los mismos personajes y en lugares comunes. Esos tan denostados lugares comunes vuelven al ruedo y muestran el lado […]

Hernán Charalambopoulos
05/08/2014 7 Comentarios

El Río de la Plata re-revisitado

10

Un disco compacto marcado con el indeleble rótulo “fotos viejas” apareció tiempo atrás en algún rincón de la sede del Montevideo Classic Car Club. El inquieto Augusto Bacigaluz, indispensable preservador de la memoria del club montevideano, lo abrió y se encontró con unas cuantas imágenes de viejas ediciones del Rally del Río de la Plata. […]

Diego Speratti
29/04/2015 5 Comentarios

Cabrios criollos: Terribetti

QUE MIRAS ?????

Seguimos buceando en las entrañas de los preparadores vernáculos, con el afán de descubrir operaciones de transformismo hechas para mejorar (siempre es esa la sana intención) los productos empaquetados por el fabricante de origen. La historia de hoy no estuvo preparada, ni mucho menos: surgió simplemente de la recorrida hecha en el parking del autódromo […]

Hernán Charalambopoulos
10/12/2009 17 Comentarios

Lole y el BT44 a toda orquesta

LOLE Ring

Atrás había quedado la angustia de la fatídica carrera de Buenos Aires, donde el Brabham BT44, por no haber sido repostado correctamente tras el warm-up, lo privó al Lole Reutemann de una de sus más merecidas victorias. Les adelanto que de esa carrera no me voy a ocupar hasta encarar la biografía deportiva del santafesino, […]

Lao Iacona
18/03/2011 24 Comentarios

680 días, 680 clásicos

gt-madrid-2012-P1300864 copy

Rover 114, Calle Marqués de Viana, Madrid, España.

Gabriel de Meurville
03/01/2013 19 Comentarios

Noche del auto inglés en el CAS – reseña

nononono, not a Taunus!

Lunes 9 de agosto de 2011, arde Inglaterra, sus más preciados símbolos son amenazados, pero un puñado de British Cars encuentran asilo en el patio del Clib de Automóviles Sport. Humanitariamente se le dio prioridad a niños pequeños como el Austin Seven y a ancianos abuelos como el Bentley 4.5 liters.

Lectores RETROVISIONES
10/08/2011 10 Comentarios

Encuentro casual

Fangio - Flaminia

  Mi costumbre nocturna antes de ir a dormir. Guglear nombres o autos para ver que se encuentra (modelos y ex novias incluidas), hace que a veces aparezcan fotos inéditas y poco conocidas, perdidas en la infinita red de internet. Lo insólito es que al “guglear” Lancia Appia (tengo una fantasía irrefrenable con ellas), apareció […]

Gabriel de Meurville
18/02/2014 9 Comentarios

Explota, explota, me expló…

RAFAELLA CARRA-MINI-1972

“Que gambuzas pa´patear penales…” dirían los muchachos de la esquina. Raffaella Carrá en sus años buenos, posando al lado de la “nuova Mini 1001”. Senza parole…

Hernán Charalambopoulos
24/03/2012 11 Comentarios

21 días, 21 clásicos

¿Cómo se dice en uruguayo? Toyo ¿ta?

Toyota 700 1964, Atlántida, Canelones, Uruguay.

Diego Speratti
13/07/2010 7 Comentarios

Cartel de miércoles #37

FoS-2013-IMG_4676-LowRes copy

Transit XJ220. Muleto utilizado originalmente para desarrollar el motor del super deportivo de Jaguar. Cartel 1: “No se dejan pilotos en la van a lo largo de la noche”. Cartel 2: “¿Cómo manejo?” Foto: Gabriel De Meurville

Gabriel de Meurville
17/07/2013 2 Comentarios

Los muchachos del Lambda

canchereando frente a Sacoa...

En un comentario de una nota anterior (click aquí) mencioné al pasar al Lancia Lambda 8a. serie, primer auto de la barra. Revolviendo fotos viejas, aparecieron dos que ilustran esta ¿nota?. No puedo dejar de mencionar a los fotografiados. Son Guillermo Iacona, Aldo Conti (el dueño), Dicky Kenny, Tito Maza y “moi”. El que sacó […]

Lectores RETROVISIONES
23/09/2010 29 Comentarios

El verdadero #658

DSC_0952

En recientes notas Qui-Milano nos mostraba la parafernalia de fierros que llevó el noble Mercedes-Benz a la Mille Miglia. Alas de gaviota de privados de todos colores, SSK, modernos, y los tres con los números 722, 658 y 704. El 722 de Moss, el 658 de Fangio y el 704 de Hermann. Pues no, el […]

Cristián Bertschi
21/05/2015 15 Comentarios

Devolvéme el libro

sano y salvo

Disparada por algunos comentarios en un post de hace unos días nació la idea de armar una nota específica para quienes gustamos de los libros y los extrañamos. Con la llegada de Internet se suponía el libro iba a dejar de existir para dejar paso a una nueva manera de acceder a la información. Contrariamente […]

Cristián Bertschi
11/01/2011 33 Comentarios

¿Será este el Retrovisiomóvil?

cola2

Estamos buscando un vehículo que represente a RETROVISIONES y nos lleve a todos los rincones donde haya un auto clásico en el 2010. Y si es en forma sacrificada mejor… A Cristián le encantaría ir y venir en una Maserati 300 S, me imagino que el Griego sería feliz abriéndose paso con algún sobreviviente del […]

Diego Speratti
25/12/2009 33 Comentarios

Intercambio de e-mails

ford=último

De: diego speratti <yosoyeldandy@hotmail.com> Para: Miguel Tillous <fototillous@yahoo.com.ar> Enviado: viernes, 26 de febrero, 2010 20:06:25 Asunto: RE: ALOOO!! Hola Enano, le podrías mandar una selección de las cinco mejores fotos del 19 capitales con dos mínimas líneas de cada una de ellas al Griego para que las suba a RETROVISIONES, si te late y te […]

Hernán Charalambopoulos
04/03/2010 3 Comentarios